La destrucción del cielo

La revista alemana de divulgación científica, RAUM & ZEIT publicó en su edición de enero/febrero 2004 un artículo titulado “DIE ZERSTÖRUNG DES HIMMELS” > “LA DESTRUCCIÓN DEL CIELO”. Entre los documentos que el autor del artículo menciona, destaca LA PATENTE WELSBACH, cuyo original en inglés se incluye aquí. Incluimos también el texto directamente desde el servidor norteamericano de la Oficina de Patentes y Marcas Comerciales WELSBACH PATENT.

Al parecer estos chemtrails son dispersados para aminorar el efecto invernadero. Asimismo la revista explica que de ello no resulta ningún efecto invernadero ni modificación alguna, sino que estas modificaciones del clima han sido provocadas realmente de forma artificial por el proyecto Haarp de los rusos (desde 1976) y por el de los norteamericanos en Alaska. La teoría del efecto invernadero se puso en circulación para tapar lo que realmente sucede con los proyectos Haarp. De entrada quisiera aclarar que los chemtrails que se forman en el cielo son producidos por grupos de aviones que van en grupos de 5 a 15 y según miles de testigos se cruzan tanto por zonas rurales como por ciudades, cuya altura es como mínimo de 6.000 m. Los aviones que se emplean son aviones Boeing militares y aviones regulares de múltiples líneas aéreas internacionales.

El líquido es conducido desde tanques a presión mediante un sistema de conducción en toberas pulverizadoras a lo largo de los bordes de las alas. Estos tanques van soldados en los WCs del avión y en los tanques del combustible.

No se llegan a mezclar con el combustible por haber aparecido compuestos químicos no deseados y efectos secundarios. Una vez que se han formado los chemtrails se convierten lentamente, pero constante en una masa similar a una nube, que en el cielo parece espuma láctea. Las famosas estelas de condensación van creando cada vez más bancos de niebla. Tras 2 a 5 hrs se forma una capa de niebla y nubes en la zona del cielo por la que han cruzado los aviones.

Tras todas estas operaciones queda un cielo con bancos de niebla. Curiosamente tras pocas horas la temperatura puede bajar hasta 7 grados y simultáneamente la humedad del aire puede caer de forma uniforme hasta llegar al 30%. El frío y la sequedad creada puede durar varios días. Lo más llamativo del “White Skies” es la característica de que el cielo pierde su tono azulado y tan solo puede verse una banda blanca y pálida en el horizonte, que en el mejor de los casos obtiene un tono marrón por los combustibles fósiles. A veces no vuelve el clima típico de la temporada hasta una semana después. Entonces es cuando se comienza con la siguiente acción de pulverización.

¿Qué se esconde tras todo esto? Desde hace como mínimo 12 años se buscan estrategias para la catástrofe de clima ya pronosticada en varias ocasiones. En marzo de 1991 se presentaron 2 investigadores norteamericanos de origen chino, Davi Chang y I-Fu Shih en el registro de patentes norteamericano para la obtención de la patente para el enriquecimiento estratosférico “Welsbach” a fin de reducir el calentamiento global (“Patente de Welsbach”). El usufructario comercial y peticionario era el gigante de aviación Hughes Aerospace de los Angeles.

Ambos investigadores habían encontrado la solución para el calentamiento de la tierra. A este espantoso problema, sobre el cual ya estaréis enterados, ambos investigadores recomendaron liberar en la estratosfera las partículas Welsbach por medio de una sustancia portadora. Las partículas Welsbach son óxidos de metal que transforman el calor en ondas infrarrojas cerca de la tierra. Estas ondas son desviadas luego al espacio, de forma que se genera el efecto de enfriamiento deseado.

De acuerdo con la descripción de la patente únicamente hay que añadir partículas de metal al combustible de los aviones a reacción, de forma que las partículas son expulsadas por los motores durante el proceso de combustión. Principalmente se trata de óxidos de aluminio en forma pulverizada, así como sales de bario, que son las intensas blancas estelas que se ven en el cielo. Estas partículas de metal cumplen dos funciones: Por un lado provocan que el calor emitido por la tierra sea transformado en luz por medio de un procedimiento fotoquímico altamente complicado y posteriormente en radiaciones infrarrojas.

Finalmente son desviadas al espacio. Por otro lado la luz solar entrante refracta en el polvo de aluminio y consecuentemente es reflejada. Por si no fuera poco, la patente Welsbach incluye que las partículas dispersadas conservan su eficacia durante un año, si la zona ha sido suficientemente saturada. Este invento fue comprobado por simulaciones llevadas a cabo por ordenador. Las simulaciones confirmaron las tesis de los dos bioquímicos y predijeron un grado de efectividad de 1 al 2%. Se calculó que esto sería suficiente para restringir el calentamiento de la tierra en un 85% e incluso que este resultado permitiría duplicar la expulsión de combustibles fósiles por un período de tiempo de 50 años sin consecuencias negativas. Este es el motivo para la decisión de Bush  contra el protocolo de Kyoto. Los costes financieros para ello son asumibles. Aunque anualmente, el proyecto chemtrail cueste mil millones de dólares, esto supone un bajo importe comparado con los beneficios que aportará y que entraran anualmente en las cajas de la industria petrolera, química y militar. La decisión final para llevar a cabo este arriesgado proyecto se debió tomar cuando el Dr. Edward Teller, fundador del laboratorio Livermore y padre de la bomba de hidrógeno (ya fallecido en el 2003 a la edad de 95 años en California, de origen judío) se sumó al proyecto. Este recomendó realizar amplios ensayos de pilotaje, primero en territorio norteamericano y luego en los “estados amigos”.

En Mayo del 2000 se presentó la patente Welsbach al International Panel on Climate Change (IPCC). Este gremio internacional está compuesto por varios cientos de investigadores del clima, que regularmente dan conferencias bajo el patrocinio de la ONU. La mayoría de los expertos dio su visto bueno al proyecto. (William Thomas: Stoken Skies, October 2001. http://www.earthisland.org/eijournal/new_articles.cfm?articleID=585&journalID=64, así como http://ipcc.ch; allí buscar en “Report on Aviation and Global Atmosphere”. El único inconveniente era ese cielo blanquecino tras la pulverización y que podía poner en peligro el secreto de la manipulación del clima, dado que algunas personas conscientes del medio ambiente podrían darse cuenta e irse al carajo su gran proyecto.

Ensayos del Ejército del Aire

En la época de la conferencia del IPCC (International Panel on Climate Change=Panel Internacional para el cambio climático), el Ejército del Aire norteamericano estaba realizando ensayos de campo con Chemtrails. En Junio 1996 el coronel del ejército del aire norteamericano, Tamzy J. House y dos de sus colaboradores hicieron una presentación con el título “Weather as a force multiplier: Owning the weather in 2025”en la comisión estratégica de la dirección del ejercito del aire, . Este informe, que se puede leer en una web del US-Air Force, da una explicación sobre los trabajos para tener bajo control el clima mundial como muy tarde para el 2025 con medios tecnológicos militares, para así después manipularlo a voluntad. http://www.au.af.mil/au2025/volume3/chap15/v3c15-1.htm ¡como este link no se abre, claro es el de las fuerzas aereas norteamericanas, mirad también en!http://www.rense.com/general26/chemca.htmhttp://www.fas.org/spp/military/docops/usaf/2025/ En este documento estratégico se habla especialmente del “cloud seeding”, es decir, sembrar nubes con ciertas características químicas o eficaces climatológicamente. De forma interesante, en un párrafo del informe aparece la indicación, que especialistas estaban esparciendo productos químicos desde aviones cisterna ya en la fecha del escrito (1996). El fin de los continuos ensayos ha conducido a un oscurecimiento atmosférico (“aerial obfuscation”).

¿Se han usado ya armas meteorológicas en las guerras?

Hoy en día existen además indicaciones a tomar en serio de que ya se ha empleado con éxito el arma meteorológica. Durante el ataque de la OTAN en Kosovo en la primavera de 1999, sobre el cielo de Serbia aparecieron durante semanas, condiciones atmosféricas excepcionales. Los satélites meteorológicos anunciaron por toda Europa condiciones atmosféricas con claros, mientras que sólo Serbia estaba cubierta de nubes, pudiéndose apreciar el alcance de estas hasta las fronteras del país en las fotos de los satélites. Este fenómeno iba acompañado de una sequía persistente, que al final de la campaña de la OTAN se tornó en una sequía continua. Este clima inusual fue objeto de artículos periodísticos y cartas de lectores en el resto de Yugoslavia.

http://deepspace4.com

También el caso climático de Corea del Norte se relaciona con este contexto: Allí también se sucedieron unos períodos de sequía durante varios años seguidos coincidiendo con la entrada del nuevo siglo. Estos llevaron al país a un “suceso natural” provocando las conocidas hambrunas que desestabilizaron el régimen. Este suceso no se produjo en ningún otro país vecino, ni siquiera en Corea del Sur.

Idea diabólica En el informe de las fuerzas aéreas norteamericanas “Weather….2025”, bajo el título de “Weather Modification” se recomienda a las fuerzas aéreas manipular secretamente, en un futuro próximo, el clima, de forma que se originen catástrofes climáticas como sequías, inundaciones. Luego después se daría a conocer, de forma creciente y sistemáticamente, el poder que los militares poseen para modificar el clima. Una amplia opinión pública sería razonable y solicitaría una intervención de ayuda contra aquellas hipotéticas catástrofes naturales, que anteriormente han sido organizadas!!!. El tema control climático comenzó ya hace 5 años en los EE.UU. como el juguete preferido de las elites tecnológicas. Indicios de peso llevan a pensar que con la implantación del informe “Weather…2025” se avanza a toda velocidad y cualquier nueva guerra ofrece un nuevo campo experimental.

Informante anónimo confirma el proyecto

En mayo/junio del 2003, un Chemtrail-Insider, contratado en la parte canadiense del proyecto como colaborador científico, se dirigió, sin indicar motivos, a los empresarios de la web crítica de los chemtrails “www.homestead.ca” y ofreció contestar preguntas relacionadas con el actual programa de fumigación. (http://holmestead.ca/chemtrails/shieldproject.html ). Sus respuestas dan más amplitud a los motivos y objetivos de la fumigación. El informante, que protege el proyecto con modelos por ordenador para el esparcimiento, así como análisis de efectos a largo plazo, se denominará a continuación Deep Shield. Sus afirmaciones resultan convincentes por dos razones: por un lado aclaran de forma concluyente estos fenómenos naturales aparecidos durante este cálido verano y por el otro, el perfil de Deep Shield es creíble. El se muestra como un crítico, que por su preocupación por los problemas climáticas del planeta fue convencido para ser un hombre en pro del Chemtrail. El motivo de pasar a la parte contraria las informaciones parece ser debida a que declinó mantener el secreto del proyecto. (http://www.lightwatcher.com/chemtrails/smoking_gun.html ).

Programa de emergencia para salvar a la humanidad

En opinión de Deep Shiel, el proyecto Chemtrail es una medida de emergencia necesaria, para poder parar un calentamiento rápido de nuestra atmósfera y asegurar la supervivencia de al menos una parte de la humanidad. Oficialmente, este proyecto se llama “The Shield” (Escudo protector) y se viene aplicando como mínimo desde 1995, aplicando la Patente de Welsbach (1991). El escudo protector del calor, que se lleva a cabo, es un ensayo gigantesco a una escala impensable a nivel mundial (“an experiment on an unprecedented worldwide scale”). El proyecto mundial Shield está dirigido por la ONU y queda bajo su control internacional. Se lleva a efecto por un departamento creado para ello de la OMS, que delega la ejecución a la OTAN, así como a grandes asociaciones aéreas civiles, y lo coordina. La estructura de ordenes dentro del proyecto Shield es de severa naturaleza jerárquica. Todo miembro nuevo queda obligado contractualmente a mantener el secreto.

 Riesgos calculados La OMS estima la cifra de las víctimas del proyecto Shield en aprox. dos mil millones durante el período de tiempo que durará el programa de 50 años o bien en 40 millones por año. En esta cifra se habría incluido la muerte anticipada de personas mayores con enfermedades respiratorias. Otras fuentes, como el CDC (Center for Disease Control) norteamericano en Maryland incluso hablan de 3-4 mil millones de muertos o 60-80 millones por año. Estos efectos secundarios parecen estar evidentemente justificados para la OMS y el CDC, que sino se producirían de todas formas por el colapso climático amenazador o por las perdidas económicas.

Enfriamiento y formación de ozono Estas medidas no deben reducir solamente el calor emitido por la tierra, sino también reducir la insolación de la luz ultravioleta (UV). El primer efecto se produce mediante la sal de bario dispersada, que en la atmósfera alta se oxida a óxido de bario. Esto posee la cualidad de fijar dióxido de carbono, uno de los factores principales del calentamiento terrestre. El segundo efecto resulta de la interacción de bario y polvo de aluminio, que originan un difuso campo eléctrico. Este campo puede ser irradiado desde aviones, así como desde la tierra con ondas de radio de extremada frecuencia baja (ELF). Esto conduce a masivas descargas electrostáticas entre la atmósfera y la estratosfera – con lo que artificialmente se origina ozono. Un interesante efecto secundario de capas de nubes así tratadas son las tormentas secas que se originan (“Dry Storms”) o tormentas sin precipitaciones: Las capas de aire cargadas reaccionan así a la autentica formación de ozono!!!

Control de tormentas

Durante los largos períodos de calor se pudo observar una pulverización bastante frecuente justo a lo largo de los frentes de tormentas formados. Los aviones cisterna cruzaban incesantemente de un lado a otro por delante de nubes tormentosas oscuras. Deep Shield explica esto así: La descarga eléctrica a lo largo de tales frentes tormentosos fijan el polvo, hollín y otras impurezas del aire, de forma que el aire se aclara. Sin embargo, este efecto no es muy deseable para el control climático, dado que justamente por la atmósfera limpiada así, llega mucha luz UV nociva a la tierra. Para evitar esto hay que pulverizar más.

Cielos blancos El blanqueado del cielo visible tras los periodos intensivos de fumigación (“White skies”-Effekt) se forma por un lado debido al polvo de aluminio esparcido, por otro lado por la acumulación de gotas de condensación, que se pegan a cadenas de polímero con aspecto similar a redes de tela de araña, que son añadidas al líquido del chemtrail. En la mezcla de polímero, que se necesita para que el polvo de aluminio permanezca más tiempo en el aire, se produce un proceso de cristalización a la salida. Justamente por este motivo, el porcentaje ideal de aluminio es difícil y precario de determinar, dado que demasiado aluminio conduce a un descenso extremadamente rápido del haz de aluminio/polímero y cristal helado. Es por eso por lo que en pleno verano, se ve un cielo azul-blanco difusamente tenue y niebla, en lugar de un cielo azul.

 La ecología muy ajustada económicamenteDado que la humanidad está a punto de extinguirse, se busca un equilibrio un poco más placentero entre ecología y economía, donde la mirada se ha puesto hoy por hoy en la ecología, dado que la situación catastrófica en este terreno no se percibe por la conciencia general. Se busca un compromiso entre las medidas que apoyan la economía mundial a corto plazo, ecológicas y a largo plazo – con unas expectativas de éxito incierto. Las tradicionales medidas medioambientales son muy lentas, caras e ineficaces para los instigadores. Según Deep Shield, muchas intentos de solución medioambientales han originado por el momento más problemas, que los que proponen solucionar.

Investigaciones independientes En los EE.UU. se ha demostrado que no es sencillo analizar la formación de los chemtrails independientemente de entidades financieras. Por una lado, tras una pulverización se produce una dispersión relativamente rápida, que por otro lado lleva a una rápida concentración de residuos en la luz. Por otro lado, la recogida de pruebas del aire a una altura de aprox. 6 km es un cometido muy costoso. A pesar de ello, se pudieron analizar pruebas microscópicas: una substancia portadora sintética, en parte con una composición desconocida, tras repetidos ensayos contenía rastros de (los llamados no-radioactivos) sal de bario, así como partículas mínimas de aluminio en una concentración 7 veces más elevada que en la luz normal.

Consecuencias para la salud En zonas de EE.UU. se pudieron probar estadísticamente frecuentes los siguientes síntomas en los días y semanas tras la fumigación: – sangrado espontáneo por la nariz debido a una intensa exposición en el exterior – apnea (ahogo) – dolores de cabeza – trastornos del equilibrio (vértigo), así como cansancio crónico. También aumentan las epidemias de gripe, asma, casos de conjuntivitis – pérdida de memoria a corto plazo. En la investigación sobre el Alzheimer, la intoxicación del cuerpo con aluminio representa, como es sabido, un cofactor importante.

 Nanobacterias de la estratosfera Si buscamos las consecuencias de estos síntomas de enfermedades, debemos tener en cuenta lo siguiente: Cuando las Fuerzas Aéreas Norteamericanas comenzaron a principios de los años 60 con el análisis de la estratosfera, se dieron unos resultados asombrosos. Similarmente al descubrimiento de extrañas formas de vida en las profundidades de nuestros océanos, los científicos encontraron en las pruebas de la estratosfera una gran cantidad de bacterias, esporas de hongos, así como virus, que eran desconocidos en la superficie terrestre. Otras formas de vida, que incluso son más pequeñas que las bacterias, sobreviven asimismo en la atmósfera. El descubridor de las llamadas nanobacterias, Dr. Robert Folk, describe esta inmensa población de nuestro planeta así: “estas son formas diminutas de bacterias, que representan 1/1000 del volumen de las bacterias normales y en una gran cantidad están más extendidas que las normales.

Las bacterias normales ya se pueden encontrar por todo el mundo.” Cuando Folk llevó a cabo ensayos con metales ligeros como solución a la alimentación de sus nanobacterias, se demostró claramente como su alimentación preferida: Aluminio! Por lo tanto podría ser que las nanobacterias estén especialmente alimentadas por los chemtrails y asimismo sean transportadas a la Tierra. Dado que los chemtrails se dispersan normalmente sobre densas zonas pobladas, donde más se desea que las oscilaciones de temperatura sean mayores y consecuentemente donde también el enfriamiento terrestre sea mayor, es de suponer que los virus, bacterias y hongos lleguen a las vías respiratorias y a los pulmones. La reacción de nuestro sistema inmunológico a ello, hasta ahora solo es imprevisible.

Otros indicios Al realizar la revisión de la entrevista DEEP SHIELD, los colaboradores de http://www.holmestead.ca descubrieron aquello que, en los países de habla inglesa se denomina “the smoking gun”, es decir, el arma del crimen aún latente: el estudio interdisciplinario de casi 1000 hojas “Policy Implications of Greenhouse Warning: Mitigation, Adaptation and the Science Base” de la National Academ of Science del año 1992 apenas deja duda alguna en sus recomendaciones al gobierno de EE.UU. de cómo se debe tratar el problema del inminente colapso climático. El estudio, que fue sostenido por toda una lista de institutos, universidades, laboratorios nacionales y consorcios de renombre, destaca inequívocamente el calentamiento global como el problema medioambiental más urgente del presente. De acuerdo con el estudio, se recomendó toda una serie de técnicas aparentemente apropiadas para bloquear la luz solar que llega desmesuradamente a la tierra. Con el máximo énfasis se presenta un procedimiento que ampliamente es congruente con la Patente de Welsbach de Chang y Shih. Para poder disminuir el calentamiento de la atmósfera terrestre, deben esparcirse partículas reflectantes en la estratosfera, como p.ej. aluminio. La Academy of Sciences propone al respecto dispersar las partículas reflectantes de polvo a la máxima altura mediante aviones. La Patente de Welsbach que justamente se había concedido un año antes (1991), propaga el mismo contenido de una forma asombrosa. Da la impresión de que la renombrada Academy of Sciences llevara a cabo publicidad encubierta para el propietario de la patente, Hughes Aerospace.

Acciones de esparcimiento en Suiza Aunque el cielo de Basilea, durante todo el verano, había sido modificado artificialmente debido a las acciones de esparcimiento, el fenómeno de los chemtrails no apareció en la prensa. En los EE.UU., donde el tema de los chemtrails, así como la aparición de nubes están documentadas en cientos de webs, incluso hubo un avance por parte de Dennis Kucinich, el candidado democráta a la presidencia y diputado al congreso por el estado de Ohio, quién en el 2001 y 2002 solicitó en el Congreso una prohibición amplia de los sistemas de armas empleadas mundialmente entre las que Dennis también incluyó a los chemtrails. En la primera semana del 06/03, Kucinich se manifestó en Santa Cruz con las palabras: “CHEMTRAILS ARE REAL!”. No obstante, también en los EE.UU. el tema se ignora por parte de las grandes agencias de noticias y apenas se aborda por los periódicos de renombre. Si se hacen consultas públicas a las autoridades que controlan los vuelos, o a las oficinas de medio ambiente de los aeropuertos, las reacciones son casi siempre las mismas. Parece ser que existe una estrategia de réplica. En principio se siguen 5 pasos para las respuestas: 1. Negar que existen chemtrails. Si el solicitante se muestra insatisfecho o sigue insistiendo, viene: 2. poner en duda los argumentos presentados y ridiculizar las declaraciones de los testigos. En el caso de seguir insistiendo: 3. en principio confirmar la existencia de chemtrails, pero minimizar su significado 4. remiten a maniobras militares, cuya finalidad es desconocida 5. negarse a cualquier otra declaración a causa de reglamentos vigentes relacionados con la seguridad nacional. Es interesante el hecho de que para cada uno de los puntos haya un gran número de testigos.

 ¿Por qué es un tema secreto? El esparcimiento de los chemtrails infringe innumerables reglamentos internacionales sobre el medio ambiente y choca con cuestiones fundamentales de la soberanía nacional, así como con cuestiones relacionadas con la protección del propio espacio aéreo. Poner en circulaciones aviones “anónimos” es ilegal incluso en tiempos de guerra, pero lo que los despegues y aterrizajes deberían producirse exclusivamente en aeropuertos militares de una potencia extranjera, que sobre un territorio goce de amplios derechos soberanos, como p.ej. Alemania. Aquí se podría tratar exclusivamente de las Fuerzas Aéreas Norteamericanas. A ello se añaden cuestiones de peso relacionadas con la responsabilidad jurídica en el caso de la aportación de pruebas de daños en el ser humano (enfermedades, problemas psíquicos) y en el medio ambiente (cuestiones de responsabilidad dentro del Derecho Internacional. ¿Cómo se va a hacer frente a las demandas e indemnizaciones por daños y perjuicios de grupos ecologistas, así como también frente a las reacciones públicas de indignación? Por la magnitud de los problemas que se originarían, se recomienda para ello naturalmente un procedimiento secreto, que en caso necesario, se vinculará con la estrategia de “negación plausible” dentro de las relaciones públicas. Si se hicieran publicas las interconexiones , esto llevaría con una limitada probabilidad en seguridad, a la suspensión del programa chemtrail, al menos en Europa.

Argumentos en contra poco convincentes En el contexto de las “estrategias en contra” por parte de las autoridades (especialmente en los EE.UU.), hay que hacer referencia a dos de los argumentos más frecuentemente presentados de aquellos que lo que desmienten. Estos argumentos se pueden desmontar tras una cuidadosa observación: Por un lado, siempre se remite a las formas de aparición extremadamente diversas (consistencia, duración de disolución) de estelas de condensación normales. Aquí se pueden observar con un poco de paciencia en un día de chemtrails innumerables aviones, que o no dejan ningún tipo de estelas de condensación o dejan unas completamente distintas aunque estén circulando por el mismo lugar y a una altura comparable a la de los aviones “fumigadores”. A diferencia de ello, los vuelos chemtrails producen siempre gruesas estelas de condensación, que no se disuelven tras pocos segundos o minutos, sino que ellas mismas empiezan a formar bancos de niebla. Las autoridades también destacan que hay muchos tipos diferentes de nubes naturales. Las formaciones de nubes chemtrail se pueden, sin embargo, diferenciar de las naturales: dejan intacta la estela original del vuelo durante horas. Se extienden en un período de 2 a 5 horas hasta formar una cubierta cada vez más cerrada, primero de color blando y después, grisácea. Frente a la expectativa de lluvia y, consecuentemente, a un aumento de humedad en el aire, en los días que hay chemtrails cae el higrómetro a unos valores más bajos situados entre el 30 y 35%. Además, generalmente, de esas nubes nunca cae lluvia. Estas nubes que se forman a lo largo de un día con chemtrails son sin contorno y estriadas. Por otro lado, las autoridades remiten a la existencia de numerosas rutas de vuelo. También aquí son muy llamativas las acciones de los chemtrails: se forman grupos de 5 – 15 aviones, de 1 o 2 pilotos y siempre muestran el mismo comportamiento de vuelo. Se cruzan de allá para acá y dejan estelas paralelas, tipo rejilla o cruces.

Beneficios de miles de millones para la industria El proyecto climático mundial de los chemtrails es un negocio de miles de millones de costes, y al respecto no hay duda alguna. A pesar de estos costes, se lleva a cabo porque es altamente rentable. La industria gana más que lo que en el cielo se esparce. El negocio de los chemtrails podría ser un Joint-Venture entre la industria petrolero, farmacéutica y militar.

 ¿Control mental con Psychotrails? Justamente en este tema hay que contar con la premisa oculta de los llamados dual-active systems, sistemas que junto al efecto sobre el control climático, poseen otros cofactores desconocidos. Por ello se piensa en agentes activos de la industria farmacéutica, que quizá podrían tener un efecto sedante, en todo caso en el sentido de un mind-controlling. Este tipo de sospecha surge sabiendo que tales ensayos de masas ya se hicieron en San Francisco a principios de los años 60 y que ha sido comprobado con la desclasificación de las actas del FBI) Las series de esparcimiento de los chemtrails se siguen realizando a un ritmo semanal. Principalmente se esparce por la noche para que la niebla esparcida se eleve a través de las capas de aire más calientes, así como en las primeras horas de la mañana. Dado que en los días despejados, la radiación ultravioleta aumenta considerablemente es cuando se realizan los esparcimientos. La mejor hora de observación es por la mañana temprano en aquellos días en los que la previsión meteorológica ha anunciado un tiempo soleado y despejado.

Autor: Gabriel Stetter

estelas.jpg 

Traducción por el equipo de Visión Crítica cuyo sitio web fue clausurado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: